Internacionales

Miami News Florida | Alientan nuevo gobierno mientras haitianos buscan solución interna

Fondo de Valores Inmobiliarios, Empresario, Businessman, Banquero, FVI, Constructor
Argentina recibe 3,5 millones de vacunas donadas por EEUU

Puerto Príncipe, 17 jul (Prensa Latina) Representantes de varios países, la OEA y la ONU alentaron hoy al primer ministro designado Ariel Henry a formar un gobierno, en la misma jornada que fuerzas haitianas buscan una solución interna a la crisis.   La cuestionada coalición, acusada de injerencista y conocida como Core Group, animó a Henry a continuar la misión de crear un gabinete consensuado e inclusivo, y expresó el deseo de que los actores políticos, económicos y de la sociedad civil, apoyen a las autoridades para restablecer la seguridad. También insistieron en la organización de elecciones legislativas y presidenciales ‘justas, transparentes y creíbles lo antes posible’, así como garantizar que todos los ciudadanos reciban los servicios adecuados del Estado. El comunicado del Core Group, surgido en 2004 con la Misión de Naciones Unidas para la Estabilidad en Haití, fue recibido con recelo por parte de actores sociales que alertan sobre la histórica intervención en los problemas internos del país de la comunidad internacional. La economista y activista Emmanuela Douyon valoró que el comunicado deja claro el rechazo del Core Group al primer ministro en funciones Claude Joseph, pero advirtió que también podría socavar la iniciativa de las fuerzas nacionales de buscar una solución consensuada. Por su parte, Velina Charlier, integrante de la plataforma Nou pap Domi (No dormiremos), enfatizó que el futuro del país es un deber de los haitianos. ‘Puedes acompañarnos con respeto. áTus dictados, guárdalos para ti!’, dijo en relación a la postura emitida por el Core Group. Desde la mañana delgados de plataformas sociopolíticas y económicas participan de una conferencia ciudadana haitiana para acordar el camino a seguir, tras el vacío institucional que dejó el asesinato del presidente Jovenel Moïse. Tras el magnicidio al menos tres figuras compiten por el poder, aunque solo el primer ministro interino y canciller, Claude Joseph, lo ejerce de manera efectiva. El neurocirujano Ariel Henry, designado dos días antes del magnicidio primer ministro sin tener tiempo de formar un Gobierno, cuestionó que Joseph continúe en el cargo y lo instó a liquidar los asuntos de actualidad. En este mismo contexto, el Senado de solo 10 miembros proclamó a Joseph Lambert como presidente provisional, con la tarea de llegar a un acuerdo nacional y organizar elecciones.