Deportes

¿Quiénes han manejado el PAE en Cartagena en los últimos cuatro años?

El Programa de Alimentación Escolar, PAE, ha estado en el ojo del huracán desde hace varios años. Aunque maneja un tema tan delicado como la alimentación de los niños en las escuelas públicas, la corrupción parece no tener filtros al momento de apropiarse de los dineros públicos y generar desequilibrio en el funcionamiento normal de las instituciones

El Programa de Alimentación Escolar, PAE, ha estado en el ojo del huracán desde hace varios años. Aunque maneja un tema tan delicado como la alimentación de los niños en las escuelas públicas, la corrupción parece no tener filtros al momento de apropiarse de los dineros públicos y generar desequilibrio en el funcionamiento normal de las instituciones.

El tan recordado caso de las pechugas a $40 mil, en Cartagena en 2016, fue la punta del iceberg de todo un entramado de actos de corrupción, que parece no haber dado la lección suficiente para evitar que estos casos se sigan repitiendo. Así queda demostrado al revisar quiénes han estado detrás del PAE en el último cuatrienio, que estuvo marcado por la inestabilidad gubernamental.

El año del escándalo

En 2016 el PAE en Cartagena no se ejecutó desde el primer día del calendario escolar, como debería ser, el alcalde de ese momento, Manuel Vicente Duque declaró la urgencia manifiesta en abril de ese año para poder celebrar de manera directa la contratación, la cual se hizo con la Fundación Red Colombiana de Comercialización y Desarrollo Comunitario, Redcom, en Pasto, por $8.428 millones.

[Video] ¿Cómo se enamoran los ciegos? Alcalde Dau nombra a Javier Mouthon como director del EPA Una vez vencido ese contrato, en junio de ese año, esta vez por medio de una licitación, se firmó el contrato del PAE con el Consorcio Preescolares 2016 por un monto de $ 15.831.468.135 millones. El 29 de diciembre se le hizo una adición de $ 7.886.489.492 millones (con el propósito, según el Distrito, de garantizar el suministro de alimentos durante al menos 27 días del calendario escolar de 2017), para un total de $ 23.717.957.627.

La turbulencia en esta adjudicación comienza al revisar quiénes integran al consorcio ganador.

Según se pudo establecer en las investigaciones hechas por la Contraloría General, el Consorcio Preescolares 2016 se conformó días antes de la licitación en donde se le adjudicó el contrato. Este consorcio estaba conformado por Fundación Impacto Social y Cooperativa de Suministros de Alimentos de Colombia, esta última antes tenía como razón social “Cooseheróica”, un tradicional prestador de estos servicios del PAE que tuvo líos con la contraloría a finales de 2015.

Por lo tanto, se estableció que el contrato PAE de 2016 fue entregado a dos entidades que además de tener antecedentes de entregar raciones incompletas y de mala calidad, conformaban anualmente un consorcio diferente para licitar por el PAE.

Edgardo Maya Villazón, contralor General de la República en ese momento, dijo que en los contratos firmados en la administración de Manolo Duque, se incluían pechugas de pollo a $40 mil, se compraron 2.824 kilos de canela, por más de $39 millones, que no registran en las actas de entrega de ningún colegio por lo que se presume que nunca llegaron a estos y se compraron $2 millones 600 mil panes, a $400 cada uno, de los que solo entregaron 1 millón 500 mil.

2017: un año reincidente

Aunque el tema de las pechugas a $40 mil le dio la vuelta al país, en Cartagena las autoridades no tomaron las medidas suficientes para que los actores no estuvieran en la siguiente película.

El 15 de mayo de 2017, el exalcalde Manuel Vicente Duque firmó un contrato por $15.412 millones con el Consorcio Nutrición Escolar para que este ejecutara el PAE en un plazo entre 47 y 63 días calendario. Aunque en este punto nada parece extraño, pues no es el mismo nombre del consorcio envuelto en el lío anterior, lo cierto es que hubo una demostración de las prácticas antes mencionadas.

El Consorcio Nutrición Escolar era realmente una cambio de nombre de Consorcio Preescolares 2016, pues estaba conformado de igual manera por la Cooperativa de Suministro de Alimentos de Colombia y Fundación Impacto Social.

El nuevo contrato fue adjudicado el 25 de abril de 2017 para la distribución de 32.736 raciones diarias, según informó el exsecretario de Educación Distrital, Germán Sierra Anaya.

El proceso fue adelantado por la Unidad de Contratación de la Alcaldía de Cartagena, y se presentaron dos oferentes, el segundo proponente, la Unión Temporal Niñez Saludable, no obtuvo la puntuación suficiente.

“Hay que considerar el cierre temporal de Playa Blanca”: ANATO ¡Prepárese! Estos son los cortes de agua programados para esta semana Pese al sin sabor que generaba que nuevamente este consorcio tuviera la operación del PAE, en ese año no se conoció un nuevo escándalo de sobrecostos en los alimentos.

Cabe destacar que una vez terminado este contrato, los niños no volvieron a tener alimentación escolar, pues en la administración de Sergio Londoño Zurek no se hicieron los trámites a tiempos.

Según el exmandatario, la demora en la aprobación del proyecto de acuerdo de vigencias futuras en el Concejo Distrital fue la causa por la que el contrato de vigilancia y Programa de Alimentación Escolar no se pudieron licitar, extendiendo el problema hasta los primeros meses del 2018.

2018: la comida se sirvió tarde

A la nueva mandataria del Palacio de la Aduana, Yolanda Wong Baldiris, la adjudicación del PAE no se le dio de la mejor manera. Tan solo hasta finales agosto de ese año, aproximadamente 26 semanas después de iniciadas las clases, se logró la adjudicación del Programa de Alimentación Escolar.

Después de posponer en distintas ocasiones la subasta, el Mercado de Compras Públicas de la Bolsa Mercantil de Colombia por fin designó a la Unión Temporal PAE Cartagena 2018, representada por la firma comisionista Comiagro S. A., como el encargado de poner en marcha el PAE en la ciudad.

Lo único que se supo del nuevo operador es que es una sociedad anónima de carácter privado, creada en 1993 que cuenta con presencia principalmente en Manizales y sucursales en Bogotá, Medellín e Itagüí.

El contrato, por 18.691 millones 595 mil 952 pesos, cubrió 90.925 raciones diarias: 10.920 almuerzos de jornada única, 3.779 ración industrializada para la jornada única de los establecimientos oficiales del Distrito. Otras 38.077 raciones de almuerzos y 38.149 raciones industrializadas para la jornada regular hasta el 29 de marzo de 2019.

2019: tres procesos desiertos

Después de declarar desiertos tres procesos licitatorios, para la segunda mitad del 2019, la Unión Temporal Nuevo Amanecer fue la encargada de prestar el servicio durante un periodo de 63 días de calendario escolar, según informó la Bolsa Mercantil de Colombia, quienes fueron los intermediarios durante el proceso.

La contratación, según informó la BMC, se cerró por un total de $16 mil 519 millones.

La Unión Temporal Nuevo Amanecer es representada por la firma bogotana ‘sociedad comisionista de bolsa Reyca Corredores’.